Tierra del Fuego.- No caben dudas que el gobierno provincial ha sorteado con creces la batahola de la pandemia. Ha aplanado totalmente la curva de contagios, no hay nuevos casos detectados en la provincia hace varios días y tampoco tuvimos que padecer ningún muerto. Aunado a ello, el Gobierno provincial logró que, por unanimidad, se le aprobara la ley de emergencia económica, financiera y social. Con ello, logró capitalizarse en 2.000 millones de pesos para hacer frente a la crisis económica que afectó, por sobre todas las cosas, al sector privado. De esta manera, le ganó la pulseada a Walter Vuoto quien, intentó en un principio, hacer el lobby necesario para tratar que la ley no saliera y así ir postulándose para una futura gobernación. Sin embargo, Melella fue quien salió airoso y ahora tiene aire suficiente para acomodar las cuentas de la provincia. De lograr otra buena performance como la lograda con el tema del Coronavirus, capitalizaría una buena imagen positiva que lo catapultaría a un nuevo periodo de gobernación. No obstante, al coronavirus no hay que subestimarlo. Habrá que ver cómo, con la apertura de los centros invernales y el turismo proveniente desde otros lares, el gobierno logra controlar los posibles futuros contagios.
Por el momento, Melella le saca varios cuerpos de ventaja a cualquier competidor que puede avecinarse en el horizonte.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

two × one =