Tierra del Fuego.– Alberto Fernández llegó al poder con una mansalva de críticas al gobierno de Cristina Kirchner. Sólo ellos sabrán qué motivo particular los hizo volver a unir. Sin embargo, desde el vamos, que los kirchneristas, ese 30% del electorado fiel a Cristina, miran por el rabillo de un ojo el accionar de Alberto. A ellos no le gustó para nada que la compañera Cristina eligiera a Fernández, acérrimo crítico del gobierno kirchnerista, con el máximo cargo nacional. Más aún cuando la mano derecha de Alberto es Massa, otro crítico acérrimo del gobierno de Cristina. Incluso, los kirchneristas afirman que el accionar de Massa fue el que generó la derrota de Scioli en el 2015 en manos de Cambiemos. Por eso, los kirchneristas desconfían de Alberto, no se sienten representados. Para más, su representante leal, es decir Cristina, que ellos tanto solían vanagloriar cada vez que daba un discurso -que nobleza obliga tenía una facilidad admirable para la oratoria-, ha desaparecido del mapa político cotidiano y se encuentra obsesionada con el tema de la justicia, algo muy técnico y alejado de la realidad de los ciudadanos de a pie. A los kirchneristas les gustaba escuchar a la compañera Cristina hablando en contra del imperialismo, en favor de los pobres, de la dignidad de los trabajadores, de las madres de plaza de mayo, en contra de los milicos, presentando batalla contra la oposición. Sin embargo, ahora la tienen que escuchar hablar sobre desplazamiento de jueces, jury de enjuiciamiento, interpretaciones de un artículo determinado de la Constitución y otros tecnicismos alejados de la realidad de la gente. Por eso, los Kirchneristas esperan la vuelta de su primera dama al ruedo cotidiano. Hoy por hoy no tienen a nadie que los represente y encima deben tragar saliva y bancarse cómo arremete la oposición con temas como Sarasa, amamantamiento Ameri, los cortes de pelo en 12 cuotas sin interés, la pobreza y la desocupación. Los kirchneristas están en silencio, pero no obstante expectantes. Esperando el regreso de su conductora.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

1 + 7 =